publicidad
20 de febrero de 2012 • 18:32

Comerciantes afectados en Mesa Redonda se enfrentan

Referencial
Foto: Terra Perú - Patricia Altamirano
 

Comerciantes de las galerías de Mesa Redonda afectadas por el incendio del último viernes, protagonizaron un enfrentamiento verbal acusándose mutuamente de no haber cumplido con las medidas de seguridad y de ser los responsables del siniestro.

En medio de los trabajos de remoción de escombros, el presidente de la junta directiva de la galería La Cochera, Eber Raqui Villanueva, manifestó que el incendio no se inició en su establecimiento, porque allí no se vendía material inflamable, como se dijo.

“El incendio se inició, probablemente, por una chispa de los cables de electricidad del centro comercial del costado, es decir, de la galería Andahuaylas”, sostuvo.

Al escuchar esta afirmación, los vendedores de la galería Andahuaylas mostraron su disconformidad y manifestaron que ellos sí pudieron actuar de inmediato porque cuentan con un sistema moderno contra incendios que no tiene La Cochera.

“Esa galería tiene instalaciones precarias y de sumo riesgo. Nuestros cables de electricidad están protegidos por tubos de plástico, en cambio los de ellos están libres y mal distribuidos”, respondió Gloria Tejada, dirigente de la galería Andahuaylas.

En otro momento, Tejada dijo que 10 tiendas de la galería Andahuaylas resultaron afectadas por el fuego provocado por las chispas de los cables de electricidad de la galería vecina.
 
Sin embargo, el dirigente de La Cochera replicó enérgicamente, que  sus representados sí cumplen con las medidas de seguridad y para sustentar sus palabras mostró el certificado de Defensa Civil, que vence el 31 de diciembre de este año.

Una muestra de su preparación, dijo, fue la evacuación inmediata de los clientes que ejecutaron sus 40 brigadistas al momento del siniestro, lo cual evitó que hubiera gente muerta o herida.

“Los afectados por asfixia son personas de la galería Andahuaylas. Ellos no tiene buenos extintores y sus pasadizos son muy estrechos. Nadie puede evacuar con prontitud y seguridad”, refutó.

El trabajo de remoción de escombros fue iniciado por un equipo conformado por operadores de camiones y tractores de la Municipalidad de Lima el sábado pasado, en horas de la mañana, luego de que el fuego consumiera 47 de las 95 tiendas distribuidas en el centro comercial La Cochera.

Al respecto, Donato Martínez, también dirigente de La Cochera, pidió a la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, que les otorgue dos días más para terminar con los trabajos de limpieza y subsanar las observaciones, a fin de reabrir lo antes posible sus puestos.

En tanto, Gabriel Prado, gerente de Seguridad Ciudadana de la Municipalidad de Lima, estimó que en el Mercado Central y Mesa Redonda funcionan 137 galerías, de las cuales solo 69 tienen licencia de funcionamiento.

Andina